Google

Claves para reformar tu casa

Written on:November 5, 2013
Comments
Add One
Claves para reformar tu casa
0 votes, 0.00 avg. rating (0% score)

Renovar o reformar la casa es un proceso arduo, pero que ofrece una recompensa muy satisfactoria: la alegría de habitar un espacio nuevo, que puede ser un gran incentivo para mejorar otros aspectos de la vida personal, familiar o social. Sin embargo, no es pertinente permitir que esta luz al final del camino ciegue a la persona que desea reformar su hogar. Para ello, resulta positivo plantearse una serie de claves que sean de ayuda al momento de iniciar el proceso.

La primera clave es: ¿cuál es el espacio qué más necesita la reforma? En algunos casos, remodelar la sala de estar o hacer una reforma de baños es más que suficiente para darle un nuevo look a la casa. No es necesario invertir una fortuna en una reforma integral, sino concentrar los recursos en la habitación que más lo necesite.

La segunda clave es aún más simple: es necesario hermanar el presupuesto con los deseos y las necesidades. De nada sirve plantear una reforma que es incosteable. En este punto es fundamental recordar que ningún presupuesto está libre de crecer durante el proceso de la reforma. Mil detalles podrán complicar las cosas. De ahí que es esencial no perder de vista que una reforma en casa es como una investigación científica: si se quieren obtener resultados, es mejor elegir un objetivo concreto y no perderse en un mar de deseos, que muy probablemente, quedarán instatisfechos.

Tercera clave: una vez que se ha elegido el espacio de la casa a ser reformado, es necesario ser cauteloso en la compra de materiales y selección del personal que realizará el trabajo. Una recomendación que da muy buenos resultados, es informarse, ya sea en foros online o con familiares y amigos. Un sitio de venta de materiales y un grupo de trabajadores que ya son conocidos y quizá recomendados, lograrán que el proceso sea mucho más ágil y evitarán decepciones y malos tragos.

Cuarta clave: no perder de vista los deseos iniciales. Si se ha emprendido el trabajo de reformar o remodelar la casa, es menester continuar hasta el final. Mantener las ideas claras, tener en mente los objetivos planteados inicialmente y supervisar de forma cotidiana los trabajos, son acciones que proporcionan una ayuda invaluable al momento de concluir el proceso de la reforma. Aunque ésta haya consistido únicamente en pintar paredes, o cambiar puertas, remodelar la cocina o el jardín: si se mantiene la cabeza clara y se está pendiente en todo momento de los trabajos, éstos concluirán de forma satisfactoria.

Finalmente, es una buena idea al concluir la remodelación, realizar una evaluación que sea útil a futuro. Registrar los cambios en el presupuesto, anotar qué tan satisfactorios fueron tanto los materiales como los trabajadores elegidos. De esta forma, si en esta ocasión se decidió remodelar el comedor o las habitaciones, quizá la próxima vez, cuando sea el turno de la reforma de los baños o la cocina, se tendrán a mano todos los datos para facilitar aún más todo el proceso.

Leave a Comment